miércoles, 18 de febrero de 2009

La silla es peligrosa


1 comentario:

carlosbravo dijo...

Yo quiero que me incineren.
Esta foto desprende olvido y abandono por los cuatro costados.

Saludos.